Home / La Gioconda

La Gioconda

No te detengas: Walt Whitman

«No dejes que termine el día sin haber crecido un poco, sin haber sido feliz, sin haber aumentado tus sueños.

No te dejes vencer por el desaliento. No permitas que nadie te quite el derecho a expresarte, que es casi un deber.

Pintura de Vicente Romero Redondo

No abandones las ansias de hacer de tu vida algo extraordinario. No dejes de creer que las palabras y las poesías sí pueden cambiar el mundo.

Pase lo que pase nuestra esencia está intacta. Somos seres llenos de pasión. La vida es desierto y oasis. Nos derriba, nos lastima, nos enseña, nos convierte en protagonistas de nuestra propia historia.

Aunque el viento sople en contra, la poderosa obra continúa: Tú puedes aportar una estrofa. No dejes nunca de soñar, porque en sueños es libre el hombre.

No caigas en el peor de los errores: el silencio. La mayoría vive en un silencio espantoso.

No te resignes. Huye. “Emito mis alaridos por los techos de este mundo”, dice el poeta.

Valora la belleza de las cosas simples. Se puede hacer bella poesía sobre pequeñas cosas, pero no podemos remar en contra de nosotros mismos. Eso transforma la vida en un infierno.

Disfruta del pánico que te provoca tener la vida por delante. Vívela intensamente, sin mediocridad. Piensa que en ti está el futuro y encara la tarea con orgullo y sin miedo.

Aprende de quienes puedan enseñarte. Las experiencias de quienes nos precedieron de nuestros “poetas muertos”, te ayudan a caminar por la vida.

La sociedad de hoy somos nosotros: Los “poetas vivos”. ¡No permitas que la vida te pase a ti sin que la vivas!”

Autor: -Walt Whitman

🎨 Vicente Romero Redondo

Fuente: Señorita Occidental.

La vida es como andar en bicicleta… te caes, sólo si dejas de pedalear.

«Durante un seminario para matrimonios, le preguntaron a una mujer:

─ ¿Te hace feliz tu esposo? ¿Verdaderamente te hace feliz?

En ese momento el esposo se levantó ligeramente el cuello en señal de seguridad, sabía que su esposa diría que sí, pues ella jamás se había quejado durante su matrimonio.

Sin embargo, la esposa respondió con un rotundo

─No… no me hace feliz

Y ante el asombro del esposo… continuó:

– No me hace feliz… ¡Yo soy feliz! El que yo sea feliz o no, eso no depende de él, sino de mí. Yo soy la única persona, de quien depende mi felicidad.

Yo determino ser feliz en cada situación y en cada momento de mi vida, pues si mi felicidad dependiera de alguna persona, cosa… o circunstancia sobre la faz de esta tierra, yo estaría en serios problemas.

Todo lo que existe en esta vida cambia continuamente. El ser humano, las riquezas, mi cuerpo, el clima, los placeres, etc. Y así podría decir una lista interminable.

A través de toda mi vida, he aprendido algo; decido ser feliz y lo demás lo llamo «experiencias»:

amar,
perdonar,
ayudar,
comprender,
aceptar,
escuchar,
consolar.

Hay gente que dice: No puedo ser feliz… porque estoy enferma, porque no tengo dinero, porque hace mucho calor, porque alguien me insultó, porque alguien ha dejado de amarme, porque alguien no me valoró…

Pero lo que no sabes es que PUEDES SER FELIZ

aunque… estés enfermo,
aunque… haga calor,
aunque… no tengas dinero,
aunque… alguien te haya insultado,
aunque… alguien no te amó ,
o no te haya valorado.»

La vida es como andar en bicicleta… te caes, sólo si dejas de pedalear.

Empieza tu día con una sonrisa y no permitas que nada ni nadie la borre de tu rostro.

¡SER FELIZ ES UNA ACTITUD!

Fuente: El librero de Gutenberg.

Un día el burro de un campesino se cayó en un pozo… (Fábula)

«Un día el burro de un campesino se cayó en un pozo.

El animal lloró fuertemente por horas, mientras el campesino trataba de buscar algo que hacer.

Finalmente, el campesino decidió que el burro ya estaba viejo y el pozo ya estaba seco y necesitaba ser tapado de todas formas; que realmente no valía la pena sacar al burro del pozo.

Invitó a todos sus vecinos para que vinieran a ayudarle.

Cada uno agarró una pala y empezaron a tirarle tierra al pozo.

El burro se dio cuenta de lo que estaba pasando y lloró horriblemente. Luego, para sorpresa de todos, se aquietó después de unas cuantas paladas de tierra.

El campesino finalmente miró al fondo del pozo y se sorprendió de lo que vio… con cada palada de tierra, el burro estaba haciendo algo increíble: Se sacudía la tierra y daba un paso encima de la tierra.

Muy pronto todo el mundo vio sorprendido cómo el burro llegó hasta la boca del pozo, pasó por encima del borde y salió trotando».

La vida va a tirarte tierra, todo tipo de tierra… el truco para salir del pozo es sacudírsela y usarla para dar un paso hacia arriba. Cada uno de nuestros problemas es un escalón hacia arriba. Podemos salir de los más profundos huecos si no nos damos por vencidos…

¡Usa la tierra que te echan para salir adelante!

Recuerda las 5 reglas para ser feliz:

Libera tu corazón del odio.

Libera tu mente de las preocupaciones.

Simplifica tu vida. Da más y espera menos.

Ama más y… sacúdete la tierra, porque en esta vida hay que ser solución, no problema.

Fuente: El librero de Gutenberg

Una carta para mí misma, cuando siento que todo va mal en mi vida…

Si alguna vez dudas acerca de lo que puedes lograr, por favor recuerda tu momento más difícil y bastará para que sientas que puedes con el mundo entero.


Ya hemos pasado por esto, recuerda tres cosas: tranquila, te amo y todo pasa, este momento también pasará.

Has recorrido un largo camino, viviste cosas que jamás, ni en el sueño más remoto imaginaste, pasaste por los momentos más bonitos y complicados de tu vida, así que no hay razón para entrar en pánico, eres fuerte y cada día lo serás un poco más.

Te admiro mucho, tanto que eres mi orgullo más grande, sé lo que has pasado y que cada día, uno a uno intentas ser la mejor persona posible, todo lo demás es secundario; si alguna vez dudas acerca de lo que puedes lograr, por favor recuérdate en ese que fue tu momento más difícil y bastará para que de nuevo sientas que puedes con el mundo entero, porque hasta hoy no conozco persona más fuerte y decida que tú, cuando te lo propones.

Vive este momento, no como un castigo ni algo desafortunado sino como una oportunidad, tú más que nadie sabe que nada es eterno así que toma lo que necesites, aprende lo que pueda servirte para después y fluye con la vida, recuerda que el miedo, la tristeza, el dolor, la rabia y la desesperanza también son parte de ella y de ti, entre más resistas más duele así que dales oportunidad y las gracias por lo que vinieron a enseñarte, luego déjalos ir.

Eres humana, permítete equivocarte y caer, llora si lo necesitas y muéstrate frágil, que hoy estoy convencida que eso es fortaleza, y no es malo; recuerda ser humilde, que exigirte perfección es arrogancia.

No te reproches jamás el confiar en la gente, dales una oportunidad cuando lo creas prudente y confía en tu instinto cuando te diga que no; si alguien hace algo que te lastima recuerda dos cosas, son humanos igual que tú y si se equivocaron comprende, pero si lo hicieron con intención solo déjalo ir, entiende que no hay algo malo contigo y sus decisiones no te pertenecen ni tienen que ver con tu valor, no siempre eres la indicada para toda la gente y eso está bien, entonces suelta y continúa.

Agradece siempre, nada ni nadie pasa por tu vida sin tener una misión en ella, sé receptiva y mantente dispuesta a aceptar lo hay para ti, suelta aquello que ya no encaja más y mantén las manos abiertas para lo que viene, pero no te aferres a lo que duele o no funciona, que ocupa el espacio de cosas mejores.

Quiérete tanto que solo permitas para ti lo mejor, rodéate de todo lo bueno, personas, momentos, lugares.

Recuerda lo infinitamente feliz que has aprendido a ser en tu propia compañía, y si en algún momento alguien quiere entrar a tu vida, asegúrate que supere eso, porque para menos, ya no estás.

Recuerda de dónde vienes y ten claro a dónde vas, pero si en algún momento no lo sabes, disfruta entonces de explorar las posibilidades, a veces encuentras lo que no sabías que buscabas.

Ama tu pasado, abrázalo y agradécele, que tiene mucho que ver con quien eres hoy, pero céntrate especialmente en tu presente, que es mucho de lo que serás mañana.

Siente mucho, has mucho, da mucho, ama mucho, arriesga mucho y siempre, siempre, ganarás en mayor proporción.

Sé fiel a ti, no temas decir ‘no’ cuando así lo sientas, de cualquier forma nunca se acaba de complacer a los demás; pero sobre todo, apasiónate por lo que haces y llena tu vida de ‘sí’, sí voy, sí quiero, sí puedo, sí lo hago, sí aprendo, sí… ¡Vivo!

Ama a los demás, sean familia, amigos, conocidos o pareja, pero sobre todo ámate a ti, recuerda lo que aprendimos y es ‘no romperse en pedazos para mantener a los demás completos’, tal vez la lección más liberadora del mundo fue cuando nos quedó claro que cada persona es tan grande y completa que para ser feliz le basta con ella misma, entra a la vida de los otros para hacerla un poco mejor, vive con ellos, pero siempre para ti; estar rodeada de amor y personas mejora mucho la vida, pero tengo la certeza de que hasta el día de hoy tu más grande y bonito descubrimiento fue saber que eres una mujer completa, que aquello que necesitas está ahí, dentro de ti y que definitivamente, cada día tienes la posibilidad de ser la mujer más feliz de tu vida.

Te amo incondicional, sincera e infinitamente, estoy aquí contigo y solo quise recordarte que esta es nuestra aventura, hagamos que valga la pena el viaje.

Sonríe, que me encanta cuando lo haces, y recuerda ‘qué bonita estás y debes ser feliz….

(El despertar de la conciencia)

Fuente: El librero de Gutenberg.

Una relación de pareja no es lo que la mayoría piensa que es…

UNA RELACIÓN DE PAREJA

Una relación de pareja no es lo que la mayoría piensa que es.

No se despierta uno cada mañana para hacer el desayuno y comer juntos.

No son abrazos eternos en la cama y palabras dulces hasta que los dos se duerman.

No es una casa limpia llena de risas y amor todos los días. 

No es perfección.

Una relación de pareja es alguien que roba todas las cobijas en la madrugada y ronca, es a veces un portazo, mal genio y palabras duras.

Es estar de pronto y obstinadamente en desacuerdo, aceptar los momentos silenciosos hasta que los corazones se curen y perdonen.

Es llegar a casa y encontrar a la misma persona todos los días, es monotonía.

Es ropa sucia y camas sin hacer.

Es orgullo cuando se trata de razones.

Es tragarse las molestas palabras en lugar de decirlas en voz alta para no lastimar al otro.

Pero en esas amargas experiencias se encuentran los más bellos regalos;

Una relación de pareja es tener en tu vida a alguien que se preocupa por ti a pesar de que y quien eres, a pesar de tus errores e imperfecciones.

Es alguien que ayuda en este duro trabajo de la vida,

Es colaboración mutua, hacerse la cena entre los dos y sentarse juntos, a una hora tardía, porque los dos tuvieron un día loco. Es tener una crisis emocional y que tú pareja se acuesta contigo y te sostenga, y te diga que todo va a estar bien. Y tú le crees.

Se trata de seguir amando a alguien a pesar de que a veces te vuelve absolutamente loco.

Amar a alguien que no siempre es fácil, sino a veces es muy difícil. Pero es increíble y reconfortante, en síntesis una de las mejores cosas que alguna vez vas a experimentar en la vida.

Una relación de pareja, siempre será una hermosa flor que si se sabe cuidar, se sabrá entonces cosechar y hacer florecer incluso en el frío invierno.

Autor: KOK-UHGA

Fuente: El librero de Gutenberg